Dos vidas. La tuya y la mía. Dos vidas como dos riachuelos. Cada una con su propia agua y
su propia corriente, El uno buscando sediento el agua del otro cual si la propia agua no
pudiese calmar nuestra sed personal.
Un día. Un día como cualquier otro día, por una de esas cosas simples de la vida, nos
vimos, nos encontramos y experimentamos que no éramos extraños. Sentimos que entre
los dos había un no sé qué de idéntico y distinto que nos atraía y unía.
Era ese algo que la gente llama amor. Y que mejor diríamos era ese algo vital y existencial
que se llama vocación. Nuestra común vocación de ser pareja.
Desde ese día comenzó a despertarse entre los dos esa afinidad que en muchos
momentos nos hacía sentirnos extraños a todos los demás.
¿Fue casualidad? Muchos así lo veían. Incluso nuestros mismos padres. Hasta nosotros
Negamos a hablar de esa, qué casualidad… Tampoco faltaron quienes se imaginaron que
todo aquello no pasaba de ser sueños de. En realidad aquello no fue ni una casualidad ni
nada de eso que se dice cosas del destino. Una mano invisible iba guiando nuestras vidas y
uniendo nuestras dos manos, la tuya y la mía. Era la mano de Dios que teje la historia de
cada vida y también la historia de nuestras dos vidas.
Hasta entonces éramos dos historias aparte. Desde ese día ya no somos dos historias ni
dos riachuelos errantes, sino una sola historia, la historia de los dos. No la historia del yo y
del tú, sino la historia inédita del «nosotros».

TEMAS A TRATAR EN LAS CHARLAS DE MATRIMONIO:
Tema 1) El amor conyugal

  • Que es amor
  • Diferentes intensidades del amor
  • Dimensión cristiana del amor
    Tema 2) Convivencia de la pareja
  • Obstáculos de un buen diálogo
  • El perdón
  • Los celos
    Tema 3) Paternidad Responsable
  • Que significa ser padres
  • El sexo al servicio del amor
  • Planificación familiar
  • Familia Cristiana
    Tema 4) Iglesia y Sacramento
  • Quien es Cristo?
  • Que significa ser Cristianos?
  • Que es Iglesia?
  • Las Gracias del Sacramento
  • Sacramento del Matrimonio
  • Liturgia del Sacramento

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *